Screen Shot 2022-07-11 at 1.35.45 PM
L-Tirosina, aminoácido fundamental para rendir mejor

La L-tirosina o tirosina (Tyr) es un aminoácido no esencial que se produce de forma natural en nuestro cuerpo a partir de otro, la fenilalanina. Se encuentra en pollo, pavo, pescado, productos lácteos y otros alimentos ricos en proteínas, pero especialmente en el queso que es donde se descubrió por primera vez. De hecho, Tyros proviene del griego y significa queso.

La principal función de la Tyr es la de ser neurotransmisor de ciertas hormonas como la dopamina, la melanina, tiroxina o la adrenalina. Algunas de las funciones de estas son:

  • Dopamina: encargada de regular el placer, la memoria y habilidades motoras.1
  • Adrenalina y noradrenalina: superar situaciones de estrés.1
  • Melanina: pigmento que da color a la piel, uñas y pelo. 2
  • Tiroxina: junto con otras hormonas regula el metabolismo.3

Por tanto, si repasamos las funciones de algunas de estas debemos conocer lo necesitamos para un buen funcionamiento de la memoria y rendir mejor en situaciones de estrés ya que ayuda a incrementar la producción de neurotransmisores como la dopamina, adrenalina y noradrenalina. Los niveles plasmáticos de Tyr alcanzan su máximo entre 1 y 2 horas después del consumo y pueden permanecer elevados hasta 8 h. Una vez pasa barrera hematoencefálica y es absorbida por las células cerebrales correspondientes, la Tyr se convierte en L-DOPA por acción de la enzima llamada tirosina-hidroxilasa (TH). La actividad de la TH aumenta al inicio con el consumo de Tyr, pero es regulada por la inhibición del producto final (la L-DOPA), lo que evita grandes aumentos en la liberación de catecolaminas. La L-DOPA se convierte en dopamina, lo que provoca un aumento de esta hormona y a su vez, pueda convertirse en norepinefrina a través de la enzima dopamina beta-hidroxilasa. Así se consiguen niveles de neurotransmisores adecuados necesarios para un adecuado rendimiento y las neuronas productoras de noradrenalina se volverán más activas. Por el contrario, en casos donde la suplementación con Tyr proporciona recursos adicionales innecesarios para sintetizar dopamina y norepinefrina, no debería afectar a los niveles de estos neurotransmisores o a su rendimiento ya que se demostró que la administración de Tyr sólo aumentaba la síntesis de dopamina, pero no la liberación. En otras palabras, la suplementación con Tyr parece tener un efecto beneficioso sólo en situaciones que estimulan la síntesis de neurotransmisores, es decir, situaciones suficientemente estresantes o desafiantes en corto plazo. 4

El estrés provoca la disminución de neurotransmisores y provoca que se pierda memoria o no se rinda/actúe de manera eficiente. Para intentar mejorar estas situaciones, un estudio de cohorte similar, estudió a 22 participantes que recibieron suplementación con Tyr y otro grupo recibió placebo. Antes de someterse al estudio realizaron una prueba empleada para medir el rendimiento cognitivo. El grupo que empleó suplementación con Tyr mejoró significativamente en la prueba de carácter cognitivo5. Además, en otras dos revisiones donde se analiza lo mismo concluyeron que suplementar con Tyr puede ayudar a recuperarse del deterioro mental y mejorar el rendimiento cognitivo en situaciones a corto plazo que sean estresantes o mentalmente exigentes6,7.

Algunas situaciones donde el estrés está presente es en el deporte. Recientemente se han disputado los Juegos Olímpicos de Tokyo 2021 y los casos de deportistas famosos que alegan sufrir ansiedad y rendir al máximo por el estrés que supone realizar un ejercicio perfecto para alcanzar el podio o una clasificación se ha puesto a la orden del día entre médicos y psicólogos. La suplementación con Tyr tendría efectos positivos en el organismo de deportistas, al mejorar el estado anímico8. Ayudaría a no reducir la motivación y que el entrenamiento continúe hasta en aquellas situaciones en la que el estrés mental está incrementado. Por ello, se postula como un suplemento que puede traer beneficios en la consecución de objetivos de los deportistas al incrementar niveles de serotonina y garantizar también un mejor sueño reparador.

Dejando de lado las situaciones desafiantes, la Tyr también ayuda a producir hormonas que tienen una función central en el control del metabolismo y la función cardiovascular, entre otras. Estamos hablando de la producción de hormonas tiroideas de las que es precursor. Estas llevan varios átomos de yodo en su composición, tres en la triyodotironina, también conocida como T3, y una más la tetrayodotironina, también conocida como T4 o tiroxina.9 La T4 es producida exclusivamente en la glándula tiroides, mientras que T3 es secretada a nivel tiroideo o transformada a partir de T4 en tejidos periféricos por el mecanismo de deiodinación en el que interviene las enzimas deiodinasas. Aproximadamente 80% de T3 se forma por deiodinación de T4 en los tejidos periféricos, acción catalizada por las deiodinasa tipo I y III. Tambien existe la deiodinasa tipo II que predomina en músculo, cerebro, hipófisis, piel y placenta, pero tiene menor afinidad por T4.10 Sin embargo, para eliminar el átomo de yodo de la T4 se requieren otros minerales que actúen de cofactores en la reacción catalizada por la deiodinasa. Uno de ellos es el selenio quien es capaz de regular reacciones redox al formar parte de la glutatión-peroxidasa y dado que la deiodinasa requiere de un agente reductor en su proceso, el selenio se vuelve necesario para su regeneración.11 El zinc es otro de los nutrientes que utiliza la tiroides para la producción de la hormona tiroidea. Según una revisión su papel es clave en el metabolismo de las hormonas, concretamente, porque regula la actividad de las enzimas que participan en la activación y desactivación de las hormonas tiroideas, la hormona liberadora de tirotropina (TRH) y la síntesis de la hormona estimulante de la tiroides (TSH).12 Además, está el hierro, otro elemento esencial para que el cuerpo humano sintetice y metabolice las hormonas tiroideas. El cuerpo depende del hierro para convertir T4 en T3 a través de la peroxidasa tiroidea. De hecho, pacientes con enfermedad de la tiroides tienen una alta prevalencia de deficiencia de hierro, viéndose su importancia para el metabolismo del yodo. 13

La dosis recomendada de Tyr es variable, depende de las condiciones individuales de cada persona. Las dosis rondan entre 0,2 y 5 gramos por día. Se debe consumir con abundante cantidad de agua o zumo. No se aconseja ingerirla con bebidas ricas en proteína.

Por otra parte, para reforzar los efectos de la Tyr frente al estrés, el daño oxidativo y su relación con el metabolismo tiroideo se han añadido Hierro, Zinc y Selenio a ‘’L-Tirosina Synestia’’. Estos minerales cuentan con las siguientes propiedades según la base de datos de la EFSA:

El hierro contribuye a la formación normal de glóbulos rojos y de hemoglobina, a la función cognitiva normal, al metabolismo energético normal, al transporte normal de oxígeno en el cuerpo, al funcionamiento normal del sistema inmunitario, a la actividad del corazón, hígado y músculos, a la división celular y ayuda a disminuir el cansancio y la fatiga. Cabe destacar que “L-Tyrosina Synestia’’ posee Ferrochel®, el cual posee la forma de Bisglicinato de hierro que mejora la biodisponibilidad de este mineral sin provocar molestias gastrointestinales como es el caso de otras formas como el sulfato ferroso aun sin compartir vía de absorción con el hierro de tipo hemo. De hecho, se ha demostrado que el bisglicinato ferroso ha sido más eficiente para aumentar la concentración de ferritina 6 meses después de empezar la suplementación. 14

El zinc contribuye al funcionamiento normal del sistema inmunitario, a la protección de las células frente al daño oxidativo, al proceso de diferenciación celular, a la función cognitiva normal, al mantenimiento de los huesos, uñas y piel en condiciones normales, al metabolismo normal de los macronutrientes y a la síntesis de proteínas normal.

Y, por último, el selenio contribuye al funcionamiento normal del sistema inmunitario, al mantenimiento del cabello y de las uñas en condiciones normales, a la función tiroidea normal y a la protección de las células frente al daño oxidativo.

Con estas propiedades ‘’L-Tirosina Synestia’’ proporciona un suplemento capaz de mejorar nuestro rendimiento cognitivo, superar situaciones de estrés y ayudar a regular una función tiroidea normal. Además, su aporte en minerales que sirven también de cofactores de los procesos anteriores contribuyen a disminuir el cansancio, proteger contra el daño oxidativo y a un buen funcionamiento del sistema inmune el cual puede verse afectado frente al estrés.

Referencias bibliográficas:

  1. Fermstrom JD, Fernstrom MH. (2007). Tyrosine, phenylalanine, and catecholamine synthesis and function in the brain. J Nutri 137(1): 1539-1547.
  2. Rashmi M., Yan-Yun, Liu and Gregory AB. (2014). Thyroid Hormone Regulation of Metabolism. Physiol Rev 94(2):355-382.
  3. Slominski A., Zmijewski ME., Pawelek J. (2012). L-tyrosine and L-dihydroxyphenylalanine as hormone-like regulators of melanocyte functions. Prigment Cell Melanoma Res 25(1): 14-27
  4. Jongkees, B. J., Hommel, B., Kühn, S., & Colzato, L. S. (2015). Effect of tyrosine supplementation on clinical and healthy populations under stress or cognitive demands–A review. Journal of psychiatric research, 70, 50–57. https://doi.org/10.1016/j.jpsychires.2015.08.014
  5. SteenBergen L. Sellaro R., Hommel B., Colzato LS. (2015). Tyrosine promotes cognitive flexibility: evidence from proactive vs. reactive control during task switching performance. Neuropsychologia 69:50-5.
  6. Hase A., Jung SE, Rot M. (2015). Behavioral and cognitive effects of tyrosine intake in healthy human adults. Pharmacol Biochem Behav 144:1-6.
  7. J. et al. (2015). Effect of tyrosine supplementation on clinical and healthy populations under stress or cognitive demands—A review. 70: 50-57.
  8. Topall, G., & Laborit, H. (1989). Brain tyrosine increases after treating with prodrugs: comparison with tyrosine. Journal of Pharmacy and Pharmacology, 41(11), 789–791.
  9. Martín-Almendra MªA., (2016) ESTRUCTURA Y FUNCIÓN DE LA GLÁNDULA TIROIDES. SACYL. Complejo Asistencial de Zamora. Sección de Endocrinología. Zamora. España.
  10. Carrillo-Esper R., Peña-Pérez C.A., Zárate-Vega V., Garcilazo-Reyes Y., Lee-Cervantes D., González-Noris P. Y. (2013) Disfunción tiroidea en el enfermo grave. Unidad de Medicina Intensiva, Fundación Clínica Médica Sur. https://www.medigraphic.com/pdfs/medsur/ms-2013/ms134d.pdf
  11. Triggiani, V., Tafaro, E., Giagulli, V. A., Sabbà, C., Resta, F., Licchelli, B., & Guastamacchia, E. (2009). Role of iodine, selenium and other micronutrients in thyroid function and disorders. Endocrine, metabolic & immune disorders drug targets, 9(3), 277–294. https://doi.org/10.2174/187153009789044392
  12. Severo, J. S., Morais, J., de Freitas, T., Andrade, A., Feitosa, M. M., Fontenelle, L. C., de Oliveira, A., Cruz, K., & do Nascimento Marreiro, D. (2019). The Role of Zinc in Thyroid Hormones Metabolism. International journal for vitamin and nutrition research. Internationale Zeitschrift fur Vitamin- und Ernahrungsforschung. Journal international de vitaminologie et de nutrition, 89(1-2), 80–88. https://doi.org/10.1024/0300-9831/a000262
  13. Ghiya, R. y Ahmad, S. (2019). SUN-591 Anemia grave por deficiencia de hierro que provoca hipotiroidismo. Revista de la Sociedad Endocrina , 3 (Suplemento 1), SUN-591. https://doi.org/10.1210/js.2019-SUN-591
  14. Macciò y cols. (2010) Efficacy and Safety of Oral Lactoferrin Supplementation in Combination with rHuEPO for the Treatment of Anemia in Advanced Cancer Patients Undergoing Chemotherapy: Open-Label, Randomized Controlled Study. The Oncologist. 15: 894–902

Dejar un comentario

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Synestia Biology S.L..
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a webempresas que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Privacy Preferences
When you visit our website, it may store information through your browser from specific services, usually in form of cookies. Here you can change your privacy preferences. Please note that blocking some types of cookies may impact your experience on our website and the services we offer.